CARGANDO

Buscar

Sector

Pamplona adecuará sus instalaciones de cremación a la normativa vigente

entrada_al_cementerio_municipal_de_san_jose

Desde hace cuatro años, en virtud del Real Decreto 100/2011, la incineración de cadáveres humanos o restos de exhumación está clasificada en el catálogo de actividades potencialmente contaminadoras de la atmósfera y, por tanto, sometida a la autorización administrativa del departamento de Medio Ambiente de acuerdo a lo establecido en el artículo 13.2 de la Ley 34/2007 sobre calidad del área y protección de la naturaleza. Sin embargo, ninguno de los gobiernos de UPN que ha dirigido el Ejecutivo foral y el Ayuntamiento de Pamplona reparó en este hecho ni en la necesidad de regularizar la situación de los dos hornos incineradores, que prestan un servicio cada vez más demandado por los pamploneses, según publicaba ayer Noticias de Navarra. Ahora se estima un gasto de 40.000 euros a cargo de las arcas municipales para solucionar el problema.

El primero de los dos crematorios de la ciudad se instaló en 2001 y cinco años después, el segundo. Hasta una resolución emitida por el Gobierno foral en abril de este año, en la que se acordó la concesión de la autorización administrativa, han estado funcionando sin la preceptiva licencia. Las sorpresas en el expediente no se detienen aquí, ya que desde 2008 – y a pesar de que la normativa obliga a hacer al menos un control de emisiones cada tres años- no se volvieron a recibir en la consejería de Medio Ambiente nuevos informes sobre los gases procedentes de los incineradores. Fue la ausencia de estos controles lo que llevó al servicio de Calidad Ambiental a enviar una notificación en marzo de 2014 al Ayuntamiento de Pamplona para recordarle la obligatoriedad de llevar a cabo los citados análisis, aunque hubo que esperar varios meses más para que se dieran los primeros pasos efectivos que permitieran acabar de una vez con el problema.

Después de una visita de los técnicos del servicio de Calidad Ambiental, el 21 de abril de 2015 se remitió desde la consejería de Medio Ambiente la resolución con la concesión de la licencia de actividad, pero con un requerimiento al Consistorio para regularizar los crematorios en un plazo de tres meses, señalando las carencias detectadas en el proceso de incineración que debían solventarse previamente. Éstas eran tres y afectan al proceso de combustión de los hornos. La primera aludía a la ausencia de una sonda para medir el oxígeno disponible en el interior de los hornos crematorios; la segunda mencionaba la falta de un sistema automatizado en la puerta que conecta las cámaras de combustión y postcombustión; y la tercera se refería al tipo de materiales que acaban en los incineradores.

También habrá que reparar algunas fisuras en la base donde se apoyan los hornos por culpa de las altas temperaturas, lo que suele suceder cada dos o tres años según aseguraron los empleados del Cementerio de Pamplona que trabajan en los hornos. Por último, está prevista cambiar la ventilación del crematorio para mejorar las condiciones de los trabajadores, que como expusieron en la visita del concejal delegado y de la directora del área pasan por serias dificultades ante las altas temperaturas que generan los dos hornos, especialmente en verano.

El próximo 27 de octubre está fijada una reunión entre los responsables de ambas administraciones para abordar este asunto pendiente desde 2008, cuando se realizó el último análisis de las emisiones del que se tiene constancia en el servicio de Calidad Ambiental.

La sintonía entre el área que dirige Armando Cuenca y la consejería de Medio Ambiente, a cuyo frente se encuentra Isabel Elizalde, ha permitido reconducir la situación de forma inmediata. Fruto de esa buena relación, el ayuntamiento dispone de un plazo adicional para hacer frente a las soluciones que se precisan y al gasto que supondrán, con una partida específica que debe estar recogida en los Presupuestos municipales que ahora se están confeccionando. El Gobierno foral, por su parte, tiene el compromiso de que se van a acometer de forma inmediata los cambios previstos.

Compartir en :
Tags:

También podría interesarte